La plataforma de logística cerrará el año duplicando su operación y espera lanzar el primer asistente virtual inteligente, buscando convertirse en el Siri de la última milla.

 

El crecimiento del e-commerce con la pandemia obligó a muchas empresas a mejorar la eficiencia en la última milla, incorporando inteligencia artificial para diseño de rutas y control de entregas. Uno de los grandes responsables de esta transformación es SimpliRoute.

El software chileno está presente en 26 países. A Uruguay llegó el año pasado y hoy provee servicios para 60 clientes. Dentro de la categoría consumo masivo, algunos son grandes marcas como Softys, Pontin, Arcor, Avanti y los frigoríficos Centenario y Campo Sur. La otra gran rama son tiendas con e-commerce como Divino, La Ibérica, y ABC Home.

El software funciona de la siguiente manera: el usuario ingresa los destinos y la mercadería en la plataforma y esta a través de inteligencia artificial y machine learning diseña la ruta óptima. Además, para mayor control y seguridad también ofrece seguimiento en tiempo real, visibilidad sobre los tiempos de llegada y acceso a estadísticas de las visitas.

“El algoritmo aprende día a día de la experiencia de conductores y ruteadores de los más de 10.000 vehículos distribuidos en América Latina, y en base a esa información identifica la mejor forma de resolver la operación diaria¨, explica Alejandro Cash, country manager de SimpliRoute en Uruguay.

La plataforma viene creciendo a un ritmo de un 10% por mes desde su llegada al país. Hoy traza y supervisa la ruta de más de 400 vehículos, cumpliendo 2.000.000 de entregas este mes.

Según Cash hay dos grandes motivos que están llevando a las empresas uruguayas hacia los softwares de logística inteligente. Uno es el aumento de las compras online, que obliga a vendedores a tener un control de las entregas en tiempo real. El otro es que muchas compañías están pasando por un proceso de transformación digital, que inevitablemente las lleva a incorporar esta tecnología.

También hay un factor económico, ya que el sistema puede llegar a generar un ahorro de un 35% en combustible entre optimización de las rutas y el aumento de visitas exitosas. “El gran objetivo es democratizar la logística, para que la inteligencia artificial pueda ser aprovechada por empresas de todos los tamaños”, asegura Cash.

Además de consumo masivo y e-commerce, la empresa está incursionando en una tercera área de negocios: servicios postales y couriers. Uno de los grandes jugadores en este sector ya está probando la plataforma, y el objetivo es lograr nuevos acuerdos en esta categoría.

Para fin de año SimpliRoute espera terminar con un crecimiento del 100% en Uruguay, y desde Chile se prepara un ambicioso plan de crecimiento x5 para 2021, que buscará consolidar a la plataforma como líder en América Latina.

ADA, el primer copiloto virtual e inteligente de la última milla

Si bien los algoritmos y la ciencia de datos efectivamente optimizan mucho las entregas, hay cosas que ningún software puede evaluar. Como si una calle está en mal estado, si es demasiado estrecha para un camión o si es insegura a cierta hora. Esa información valiosa sólo la tienen los conductores.

Esa premisa llevó a pensar en una inteligencia capaz de aprender del comportamiento de quienes usan la plataforma. Por eso, tras más de un año de desarrollo, el mes pasado SimpliRoute lanzó ADA, la primera Asistente Virtual e inteligente integrada en una plataforma de logística, tal como Siri en los dispositivos de Apple.

ADA tiene por misión enviar alertas y sugerencias a los conductores de las empresas que usan la plataforma, además de recopilar el aprendizaje para reprogramar acciones futuras y así optimizar aún más las rutas.

Por ejemplo, en base a este aprendizaje, el asistente puede recomendar qué chofer debe usar cada vehículo en función del rendimiento en las rutas anteriores, o si la empresa debería cambiar el tamaño de flota en base a la utilización histórica. También sugerir ventanas horarias optimizadas a la hora de despachar; entre otras tareas.

Actualmente ADA ya está trabajando junto a los conductores en la nueva versión de la app. Y si bien por ahora emite alertas y trabaja en segundo plano, se espera
que en breve los usuarios puedan interactuar directamente con esta asistente inteligente para solicitar información o consejos.

“Para nosotros es un gran paso implementar nuestra inteligencia artificial para beneficiar directamente a los transportistas, recogiendo experiencia real en calle. Uno de nuestros principales valores es la innovación, y el foco es estar a la vanguardia tecnológica a nivel mundial”, concluye el country manager para Uruguay.

 

Fuente: Montevideo Portal